Dinamarca

Guía para visitar los Jardines de Tivoli en Copenhague

6 junio, 2019

“Cuando el pueblo se divierte, no piensa en política”. Y qué razón tenía su creador Georg Carstensen cuando convenció al rey Cristian VIII de Dinamarca con esta frase para construir los Jardines de Tivoli. Lo mejor de todo, ¡es que no mentía! Da igual que sea política, trabajo u otras preocupaciones, cuando cruzas la puerta de uno de los parques de atracciones más antiguos del mundo, ¡se te olvidan todos los problemas!

Localizado en pleno centro de Copenhague, este precioso parque de atracciones es pura fantasía. Un lugar mágico que en seguida te devuelve a la niñez. Un pequeño oasis de color, buen gusto, música y tranquilidad para el deleite de toda la familia.

Con más de 4 millones de visitantes al año, los Jardines de Tivoli se convierten en el principal reclamo de Dinamarca. ¡Y no es para menos! Atracciones, montañas rusas, espectáculos, pantomimas, carruseles, conciertos, exposiciones…¡este lugar es una caja de sorpresas! Eso sí, no es un parque de diversiones al uso. Hay entretenimiento, sí, pero no es su fin último. Sus preciosos y cuidados jardines alrededor del lago artificial suelen ser el objetivo principal de visitantes y locales. Son perfectos para sentarse a leer, comer un helado o asistir a alguno de los espectáculos al aire libre.

Si viajas al extranjero, no te olvides de hacerlo con un seguro de viaje internacional. Desde La Mochila de Mamá tenemos un descuento del 20% con Intermundial si contratas tu seguro desde aquí y utilizas el código MOCHILAMAMA. ¡Aprovéchalo!

Las mejores atracciones de los Jardines de Tivoli

Pero vayamos al lío. Porque está claro que ya que entras a los Jardines de Tivoli, ¡vas a querer montar en alguna de sus atracciones! Son bastante variadas y las hay para todos los públicos y gustos. Además, no son solo puro entretenimiento. Muchas de ellas te darán a conocer bastantes aspectos de la mitología nórdica, te llevarán de paseo por los cuentos de Hans Christian Andersen e incluso te brindarán las mejores vistas de Copenhague.

Atracciones de los Jardines de Tivoli

Aunque no nos dio tiempo a montar en todas, creo que hicimos un buen testeo de las que más nos llamaron la atención. De todas formas, en su página web podrás encontrar toda la información sobre las atracciones (vídeos, fotos, precios, alturas permitidas).

Suelta adrenalina en The Demon

Creo que esta es la atracción estrella de los Jardines de Tivoli, o al menos fue en la que tuvimos que hacer más cola. Bajadas en picado, tres loops y muchísima velocidad. Si te gustan las atracciones de este tipo, ¡esta te encantará! Es cortita, pero te deja la boca seca y el nerviosismo metido en el cuerpo. A mí, que me fascinan los parques de atracciones, ¡me pareció una maravilla! Además, por 30DKK más tienes la opción de ponerte unas gafas de realidad virtual.

The Roller Coaster, una montaña rusa a la antigua usanza

Esta no tiene nada que envidiarle a la anterior. Bueno, sí, los 3 loops. ¡Pero nada más! Es la típica montaña rusa pero tiene dos puntos fuertes. El primero es que pasa por unos túneles súper oscuros y no sabes qué dirección llevan las vías (en cualquier momento… ¡sorpresa! Bajada a toda velocidad) y el segundo es que desde arriba hay unas vistas preciosas de los Jardines de Tivoli. La pena es que vas tan rápido que casi no te da tiempo a disfrutarlas. Como curiosidad, es una de las montañas rusas más antiguas del mundo. Se construyó en 1914 y es un clásico de los Jardines de Tivoli. Si solo pudiera montar en una atracción, ¡elegiría esta sin ninguna duda!

Pura fantasia en The Flying Trunk

Esta es una atracción muy suave y tranquila. Perfecta para bajar las pulsaciones después de haber montado en alguna de las anteriores. Montado en una vagoneta recorrerás 32 de los cuentos más famosos de Hans Christian Andersen. Una atracción muy tierna repleta de color y música. Me recordó mucho a una que hay en el museo Junibacken en Estocolmo, dedicado a los cuentos de Astrid Lindgren (autora de la archiconocida Pippi Langstrump).

The Ferris Wheel, una atracción con vistas

Esta también es para todos los públicos. Es como una mini noria desde la que se puede contemplar todos los jardines con tranquilidad.

The Golden Tower, la lanzadera

Es la mítica lanzadera. Te suben a 63 metros de altura (otra vista excelente de los jardines y de parte de la ciudad) y te dejan caer sin previo aviso. Si te gusta la sensación de dejarte el corazón en las alturas mientras tú ya estás abajo, ¡no te la pierdas!

Da vueltas sobre ti mismo en Fatamorgana 

Es una atracción que pone a prueba tu estómago, tu vértigo y tus ganas de emociones fuertes. Sus 45 metros de altura también ofrece unas vistas estupendas de los jardines y de la ciudad.

The Star Flyer, una atracción de altura

Si te gustan las alturas, seguro que te gustan estas sillas voladoras. Te suben a 80 metros para combinar a la perfección unas vistas espectaculares y la sensación de estar en un carrusel.

Vertigo, no apta para miedosos

Su nombre lo dice todo. Por desgracia (o por suerte, según se mire) estaba cerrada el día que nosotros estuvimos, pero pudimos verla en funcionamiento mientras la probaban. Quiero pensar que la velocidad que llevaba la máquina no era la real porque si no… ¡no sé que estómago puede estar preparado para ello! Es, sin ninguna duda, uno de los platos fuertes de los Jardines del Tivoli y el deseo de los visitantes más intrépidos.

Cuánto cuesta entrar a los Jardines de Tivoli

Seguramente ya sabrás que Copenhague no es precisamente una ciudad barata. Por lo que entrar a los Jardines de Tivoli conlleva un pequeño desembolso. Lo bueno es que hay entradas de todo tipo. La mejor forma de elegir la que más se adapta a ti, ya sea por tiempo, presupuesto o intereses, es echar un vistazo a su página web.

Aquí va un pequeño resumen de los precios para que te hagas una idea:

  • De lunes a domingo, atracciones ilimitadas, acceso a la realidad virtual de The Demon, etc: 405DKK
  • De lunes a viernes y atracciones ilimitadas: 383DKK
  • Fin de semana y atracciones ilimitadas: 391DKK
  • De lunes a domingo, sin atracciones y mayores de 8 años: 130DKK
  • De lunes a domingo, sin atracciones y entre 3 y 7 años: 60DKK

Hay muchas más opciones, como precios para grupos, para entrar los viernes después de las 19h o para dos días consecutivos. Si por ejemplo decides comprar solo la entrada, sin atracciones, dentro puedes comprar tickets sueltos para montar en lo que quieras. Cada ticket cuesta 30DKK y cada atracción requiere un número de tickets. Por ejemplo, para montar en The Demon necesitas 3 tickets (90DKK en total), y para hacerlo en Flying Trunk, solo necesitas 2 tickets (60DKK). Todo está muy bien explicado en la página web de los Jadines de Tivoli.

Mi consejo es que lleves pensado qué quieres hacer en el Tivoli para comprar la entrada que más se adapte a tus necesidades. Si solo quieres montar en una cosa, no es necesario que compres la entrada con atracciones ilimitadas. Pero si quieres subir en más de 3 cosas, es probable que te salga más a cuenta adquirir la entrada completa.

Recorriendo los Jardines de Tivoli

Estos jardines están repletos de tiendecitas, quioscos, restaurantes… todo muy enfocado a hacer que la visita sea redonda. Además, está tan bien decorado, tan limpio y es tan atrayente, que querrás sentarte en alguna de sus mesitas al aire libre para comer o tomarte algo. Eso sí, los precios no son nada asequibles, así que no te dejes embriagar por la belleza del lugar, no sea que te fundas el presupuesto de la escapada en una sola tarde. Hay restaurantes de todo tipo: cocina italiana, asiática, danesa…

Otro de las cosas que más me gustó, fue dar la vuelta al lago. La vegetación, las atracciones de fondo, las barquitas, los patos… ¡una imagen de postal! Y para seguir alucinando con las vistas, te animo a que te quedes hasta el anochecer para ver la iluminación. La gran pagoda china (que es un restaurante), el carrusel, las fuentes… ¡todo está precioso!

Localización de los Jardines de Tivoli

Como comenté al principio, este lugar tiene una ubicación excepcional. Justo al lado del ayuntamiento de Copenhague y de la estación central.

Dirección: Jardines de Tivoli. Vesterbrogade 3, 1630 København V, Dinamarca

Cuando conoces los Jardines de Tivoli, entiendes perfectamente por qué Copenhague es la ciudad más feliz del mundo. Así que si estás planeando una escapada a la capital danesa, no te olvides de visitar este mágico lugar. ¡Es pura fantasía! Y te aseguro que no te arrepentirás!

Recordad que también puedes seguirnos a través de FacebookTwitter e Instagram. ¡Os esperamos viajeros! 😉

Sigue leyendo sobre nuestra escapada por Copenhague:

10 lugares donde sentir la magia del hygge en Copenhague





Dónde comer en Copenhague sin dejarte un riñón



Ruta en bici por Copenhague: centro y Christiania

No Comments

    Leave a Reply

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    A %d blogueros les gusta esto: